Ir al contenido principal

4º cuaresma - lunes

https://app.box.com/s/3vschjkulf2kdtsc5rmc8gnt0bnmj26v

EVANGELIO EN AUDIO: Jn 4 43-54
1. La expulsión de los mercaderes del templo (Jn 2,13-25) debió tener una resonancia enorme. La noticia llegó has­ta la lejana y pobre provincia de Galilea. Y allí le gustó a la gente el gesto de Jesús. Los galileos no eran piadosos y estaban hartos del poder central de la capital, Jerusalén, con su poderoso templo, su nobleza laica (los ancianos) y sobre todo su solemne nobleza sacerdotal. Se comprende que, estando así las cosas, Galilea recibiera bien a Jesús.


2. Lo primero que hace Jesús, al volver a Galilea, es dar vida a un niño que estaba en peligro inminente de muerte. El relato termina diciendo que este fue el segundo "signo" que hizo Jesús. Un "signo" es una realidad que remite a otra y, de esta forma, la sugiere. El evangelio de Juan dice que Jesús hizo estos "signos" para que nos creamos que Jesús es el Hijo de Dios, y, creyendo eso, tengamos vida (Jn 20,31). Dar vida remite a creer que en Jesús está pre­sente Dios. Y eso resulta creíble en la medida en que damos vida.

3. Jesús dio vida al hijo de un"funcionario"del rey que entonces mandaba en Galilea, Herodes Antipas, un tipo in­deseable, que asesinó a Juan Bautista (Mc 6,17-28), quiso detener a Jesús (Lc 13,31} y se burló de él en la pasión (Lc 23,6-12). Jesús daba vida a todos, sin tener en cuenta la vida o las convicciones que cada cual tenía. He aquí el "sig­no" más claro de que en Jesús estaba presente Dios.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Anunciación del Señor

Ascensión del Señor

El valor de la vida espiritual   Lecturas y Homilía Justino mp3 A un maestro en oración le preguntaron por qué se necesitaba orar.  El maestro respondió: para poder apreciar las cosas que sólo se ven con los ojos del corazón. Las estrellas no se ven durante el día, pero eso no significa que no existan. En la leche hay mantequilla, pero ¿cómo adivinarlo sólo con verla? Para obtener mantequilla hay que batir la leche en un lugar fresco. Así, para llegar a la visión de Dios, hay que practicar las disciplinas mentales; para poder verle no basta con desearlo. A Dios sólo se llega cuando le preparamos el camino para que Él se manifieste. La realidad transparenta al Señor pero hay que estar despiertos y preparados para contemplar su presencia.

regalos de Navidad

Se nos va la vida en inercias, en lo que toca, en pensar a corto plazo, en solucionar las cosas tal y como van viniendo. Respondiendo a las preguntas que nos hacen, pero sin llegar a hacernos las preguntas que de verdad son necesarias. Prepara de otro modo tu Navidad. Escucha. Hazte las mismas preguntas que se hacen en este vídeo.Y atrévete a responder. Y ya luego, vas y (te) regalas.